Puesta en libertad de José Juan Martín Montañés (El descuartizador de Cádiz)

21 DE Junio DE 2004

Tras quince años preso, un 21 de junio fue puesto en libertad el llamado Descuartizador de Cádiz, un estudiante que secuestró a un amigo, lo asesinó y escondió sus restos en una obra en 1989. Fue un caso que tuvo aterrorizado a los gaditanos de la época.

Resolver este caso no fue complicado. Martín Montañés secuestró a su compañero Javier Suárez Samaniego, de 22 años, hijo del conocido arquitecto José Luis Suárez Cantero, pidió 12 millones de pesetas por su vida y facilitó un número de cuenta. Cuando al día siguiente el secuestrador fue a sacar el dinero de la recompensa de un cajero automático, la policía, que había identificado la cuenta y lo estaba esperando, lo detuvo.

El detenido confesó su crimen: no sólo había secuestrado a su amigo, sino que lo había matado hacía días. En concreto, lo descuartizó y esparció sus restos en bolsas en un lugar en obras. El móvil del crimen resultó ser puramente económico.

Fue condenado a 36 años de cárcel, pero tan solo cumplió quince porque supo aprovechar todas las reducciones de condena. A día de hoy, ‘El Descuartizador de Cádiz’ es un hombre libre.

También te puede interesar